About Me / Acerca de Mi

Hola. Me llamo Javier. Vivo en México DF y tengo 31 años. Aborrezco todas las modas de redes sociales. Jamás voy a abrir una cuenta en Facebook, pero aún así, estoy escribiendo este blog porque es más sencillo que mantener un sitio web como lo hice antes.

He soñado con programar juegos desde los 8 años, cuando tuve mi primer contacto con las computadoras, durante un taller en la Biblioteca México. Nos enseñaron un sencillo lenguaje llamado Logo, donde a través de instrucciones simples como Arriba, Derecha, Pinta , etc, podías hacer que una tortuga pixelada dibujara cuadros o triángulos en la pantalla. Al final del curso nos dictaron un programa completo para hacer un juego donde debías ayudar a la tortuga a cruzar viva una autopista llena de autos. Aunque las maestras no nos enseñaron realmente todo lo necesario para programar en Logo, yo quede fascinado y supe que eso quería hacer: ser programador.

Con el paso del tiempo, y la absoluta imposibilidad para tener acceso a una computadora, mi sueño de ser programador quedó en el olvido. Así, empecé a pensar en ser veterinario. Más tarde, en la secundaria, consideré ser doctor, pero mi pobre promedio y mi total desagrado por la interacción social eran obstáculos grandes y evidentes. Cuando entré a otra escuela para terminar el tercer grado, me tocó elegir de nuevo un taller. Maravillosamente, en esta nueva secundaria había un taller de computación, así que por fin pude tener de nuevo acceso a una computadora. Le pedí a nuestra maestra que instalara Logo para que pudiéramos aprender a programar, pero realmente nuestra maestra era todo menos entusiasta de la computación. Parecía una típica hija de papi que decidió hacer lo más simple que se encontró con tal de que la dejaran en paz, y eso fue la informática. Finalmente, cuando le pregunté qué carrera me recomendaba para especializarme en programación, ella, apática como siempre simplemente me envió a Informática, pues ella era licenciada en Informática y, en sus palabras: ¨es pura programación¨. Así, me inscribí en el CONALEP para estudiar Técnico en Informática. Una de las peores decisiones que he tomado, que ya es decir mucho (pero eso será para otra historia).

Habiendo fracasado en el CONALEP, simplemente seguí atendiendo el puesto de dulces que tengo con mi mamá. Hacía visitas esporádicas a los cafés de Internet, tratando de aprender lenguaje C y usando Visual Basic, del que un maestro del CONALEP nos había dado los principios básicos, pero esto era complicado por el costo de los cafés y la prohibición y creciente dificultad para instalar programas en las computadoras rentadas. Hasta que hace algunos años logré comprar mi primera computadora. Unas maravillosamente vieja Pentium I con Windows 95. No me duró mucho el gusto, pues mi madre despreciaba la máquina y su repulsión hacia ella me obligó a venderla. Luego encontré una antiquísima 286 en la basura. Completamente funcional, en ella aprendí QBasic, pero cuando intenté cosas más complicadas, sentí que no podía seguir limitándome con PC’s tan viejas.

Aunque traté, juro que traté, de conseguir trabajo, eso me fue simplemente imposible, Principalmente en Internet, (usando la página del gobierno Chambanet), busque y busqué trabajo atendiendo un café de Internet, pues así podría aplicar mis conocimientos de computación y además podría usar alguna compu en los tiempos muertos, pero no lo logré. Por uno u otro pretexto, los empleadores seguían rechazándome, así que me di por vencido. Sin embargo, a través de los años, y luego de ser corrido de la casa, logré juntar suficiente dinero para una computadora más reciente: mi primera computadora nueva. Por solo $2000 logré armarme una  PC Celeron D con la que pude por fin empezar a trabajar en mis programas adecuadamente. Ya con ella, me di cuenta de que también podía jugar esos míticos juegos de computadora de los que había visto a otros jugar en cafés y otros lugares y lo hice. Por algunos años invertí mucho de mí tiempo jugando juegos como:

FEAR

Resident evil

Silent Hill

Age of Empires

Halo

Hasta que al fin recordé esa vieja sensación que había estado dormida en mí por los últimos 20 años: programar video juegos. Y así, comienza el viaje.

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s